Home

 

Themes

 

Facts & Dates

 

Points of view

 

Site map

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Accueil

 

Thèmes

 

Faits & Dates

 

Points de vue

 

Plan site

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Inicio

 

Temas

 

Hechos & Fechas

 

Puntos de vista

 

Mapa sitio

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Puntos de vista  >  Imágenes de Perú y Bolivia

 

 

 

Escrito: agosto 2010. Fotografías: verano 2010.

Versión imprimible

 

 

 

 

 

 

Gente trabajando

 

 

 

 

 

 

 

1. Mujer, calle Sagárnaga, La Paz, Bolivia.

2. Adolescentes ofreciendo servicio limpia-zapatos, plaza San Francisco, La Paz, Bolivia.

3. Y también una niña no todavía adolescente.

 

 

4‑5. Amanuenses, calle Comercio (trozo peatonal con mercado, entre plaza Murillo y plaza de los Héroes), La Paz, Bolivia.

 

 

 

 

6. Capitán de barca, Lago Titicaca, Perú.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Inscripciones y decoraciones

 

 

 

 

 

 

 

7‑9. Cada bus alaba sus características propias. Av. Mariscal Santa Cruz - Av. 16 de Julio, La Paz, Bolivia.

7. "Alma - Corazón - Vida".

8. "Seguridad - Conford - Elegancia".

9. "Confiabilidad - Rapidez - Versatilidad".

 

 

 

 

10. Graffiti, calle Warankallki (que empieza desde Choquechaca y desemboca en Chihuampata frente a Recoleta), Cusco, Perú.

11. Cartel, calle Totoraphaqcha, después de Tandapata (hacia el este), Cusco, Perú.

 

 

12. Carteles en la fachada de una farmacia, av. Independencia, esq. Manco Capac, Puno, Perú.

13. Cartel frente a la iglesia de Yanahuara, Yanahuara, Arequipa, Perú. ¿Hay quienes temen que el turista sea una especie en peligro de extinción?

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Uniformes y asuntos relacionados

 

 

 

 

 

 

 

14. No ofrecen servicios de homicidios....

15. ... es la policía: "Dios - Patria - Ley". Calle Paraguay, Lima, Perú.

16. "Bazar policial" dice el cartel de la derecha. Calle Puno (frente al Colegio Santa Rosa), Puno, Perú.

 

 

17. "Prohibido pintar en la pared - Orden de disparar" dice el cartel. Calle Obsidianas (detrás del Terminal de buses Soyuz), Lima, Perú.

18. "Atención - Si porta arma comuníquelo aquí" dice el cartel. Entrada al Congreso, Jirón Junín, Lima, Perú.

 

 

 

 

19. Av. Mariscal Santa Cruz 2051, La Paz, Bolivia.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Tradición colonial católica, pero con libre competencia en el campo espiritual

 

 

 

 

 

 

 

20. Iglesia adventista del séptimo día. Jirón Independencia, esq. Deza, Puno, Perú.

21. Falun Dafa (Falun Gong). Calle Libertad 328, Puno, Perú.

22. Instituto Confucio de la Universidad católica de Santa María. Calle La Merced 207, Arequipa, Perú.

 

 

Respecto a la Iglesia adventista, se encuentra por ejemplo la advertencia significativa siguiente. Emana de representantes de la comunidad Aymara de Puno. Se trata de la comunidad de los Uros del Lago Titicaca[1]:

Este conjunto de islas, donde en cada una de ellas no viven más de 20 personas, han tenido hasta la fecha un manejo mesurado del medio ambiente, el cual empieza a cambiar con los aspectos introducidos por el turismo y la modernidad. Un aspecto peligroso del proceso de aculturación, es el poder que esta tomando la iglesia Adventista en la región la cual ha introducido principios foráneos en la educación que ellos imparten sirviéndose de una enorme balsa que recorre las islas con la negligente mirada del estado.

 

 

 

 

 

23. "Los pueblos del mundo escriben la Biblia", auspiciado por Amisrael, con el apoyo del consulado de Israel. Calle Sagárnaga 60, La Paz, Bolivia.

24. En la misma casa se puede consultar: Alcohólicos anónimos, Narcóticos anónimos.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

También hay inconformismo de otro tipo

 

 

 

 

 

 

 

25. Restaurante "Remebranzas", Jr Moquegua 200, Puno. Colgado en el muro, una reproducción del cuadro "Invitation" de Renato Casaro.

 

 

Versión inicial de "Invitation (Supper in Hollywood)" de Renato Casaro (1988)[2]:

Oliver Hardy, Stan Laurel, Elvis Presley, Clark Gable, Robert Mitchum, Charlie Chaplin, Marilyn Monroe, James Dean, Humphrey Bogart, Fred Astaire, Cary Grant, Groucho Marx, Marlon Brando.

 

 

Versión remodelada (es esta la que se ve en el restaurante)[3]:

Robert Mitchum sustituido por John Wayne, Groucho Marx sustituido por Boris Karloff alias el monstruo de Frankenstein.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Comparsas en los desfiles de fiesta

 

 

 

 

 

 

 

 

26‑30. Desfile. Achocalla, Perú.

26‑28. Comparsas de la fraternidad “Los Intocables”. Los varones se caracterizan por lucir un abrigo negro largo, de napa o de cuero, sombrero de ala ancha y lentes oscuros, "a lo Al Capone", y debajo llevan trajes que se inspiran en la moda estadounidense[4].

30. Se utilizan utensilios con propaganda.

 

 

31. No siempre se sabe si un participante es comparsa o personaje real. Desfile en Arequipa, Perú.

 

Las cholitas[5]

 

La población que habla aymara en Bolivia representa 1,7 millones de los 10 millones de habitantes del país y se concentra en la región del Altiplano que se extiende en el oeste del territorio, entre las cumbres más altas de la Cordillera de los Andes. En la foto más arriba se ve un ejemplo de sus costumbres indumentarias. Por cierto, esta manera de vestir es parte de su identidad cultural. Sin embargo, se manifiestan algunas concepciones engañosas alrededor de este asunto.

En primer lugar, hay que precisar en que medida se trata de vestidos de tradición autóctona en sentido estricto. Pertenecen a la tradición aymara propia los tejidos con sus colores y motivos; también es un elemento originario el uso del aguayo para cargar cosas o a los bebés. En cambio, la composición de las prendas, particularmente la falda llamada "pollera", se adoptó como consecuencia de un hecho histórico específico. Es que en el siglo XVII un visitador español, José Arreche, después del levantamiento de Tupac Amaru prohibió a los nativos el uso de sus vestimentas tradicionales. Les impuso que llevaran la indumentaria que se usaban en las provincias de España.

Por otra parte, como resultado del contexto en que viven las mujeres aymara, sus costumbres indumentarias son correlacionadas con su posición social[6]:

Esta forma de estratificación se manifiesta en la forma de vestir, que distingue la india (la campesina o inmigrante ex-campesina), que utiliza tejidos de mala calidad, de la chola paceña, cuyo vestido tiene su origen en la imposición colonial, posterior a la rebeliones indígenas de 1780-83. A partir de ese momento las mujeres aymaras fueron obligadas a vestir trajes similares a los que llevaron las clases populares españolas de los siglos XVII y XVIII. Su elemento mas característica es la pollera, el pullu o manta de abrigo, el sombrero tipo bombín (elemento no español), las plantillas (zapato plano que sustituyo a la bota), las chaquiras (tejidos de lana con que se prenden las trenzas o pichi'kas) y el aguayo (tejido de lana muy resistente para cargar peso o llevar a los niños). El siguiente paso es la birlocha paceña que ha eliminado el sombrero, la manta, las plantillas y el aguayo, dando lugar a une vestimenta mezclada especial. Por último se encuentran las chotas, que han abandonado recientemente la pollera, aunque puedan mantener el aguayo, para terminar con las señoras mestizas o q'aras, vestidas de forma totalmente occidental.

Además, el personaje percibido como más "típico" es el de la "cholita" que se relaciona con un grupo social particular que tiene contornos no muy precisos objetivamente, pero que se delimita visiblemente por su aspecto particular, escogido deliberadamente, de sus vestidos. El término "cholo" se originó en el siglo XVI durante la dominación colonial española en el marco de un sistema de castas según las características raciales: “Del hombre español y la mujer india resulta el mestizo real; del mestizo real y la mujer india, nace un cholo; de un cholo y una mujer india, surge un mestizo común.” Un matiz diferente del término se refiere a la condición de las mujeres denominadas cholas como comerciantes, es decir empeñando un rol de intermediario en el mercado. Por lo que concierne las costumbres indumentarias de estas cholitas ‑ con su encarnación más simbólica, la cholita paceña ‑, se puede mencionar entre varias influencias la de las mestizas criadas en las casas de los chapetones y ricos hacendados de entonces, como servidoras y ayas de sus hijos.

Ahora bien, hay una mitificación ideológica entorno a la significación de la tradición de las cholitas. Se puede leer explicaciones como esta[7]: "Cuarenta cholitas, mujeres que conservan la milenaria prenda que identifica a la mujer andina y quechua, compitieron en la llajta por la corona de “Miss Cholita”." [Llajta: mi tierra, mi pueblo en Quechua; con ésta palabra es conocida la llanura del valle de Cochabamba.] Como se ha explicado arriba, la referida prenda no identifica "a la mujer andina y quechua" en general, y de ningún modo es "milenaria"; al contrario se cristalizó en forma progresiva hacia el siglo XIX; el sombrero "bombín" se adoptó al principio del siglo XX. Otro ejemplo de interpretación distorsionada de la realidad sociológica[8]: "Esa mujer que va por la calle de la ciudad de La Paz de largas trenzas, amplia falda, manta con flecos y un bulto multicolor en la espalda es la típica cholita paceña. Ella se ha convertido en un icono de la ciudad de La Paz, por su vestimenta y por su estilo de vida, una mujer mestiza que lucha por la mejor vida de sus hijos y por abrirse un campo de trabajo digno en la sociedad." Muy bien que las "cholitas" luchan "por la mejor vida de sus hijos y por abrirse un campo de trabajo digno en la sociedad". Pero es engañoso el hecho que sea transformada en "icono" con relación al problema de la emancipación de las mujeres victimas del racismo y de la discriminación de género. Por suerte son muchas las mujeres que siguen comprometidas en esta lucha, y más bien con una consciencia de clase trabajadora y no de pequeña burguesía.

Se escribe mucho también sobre la importancia que atribuyen las cholitas a defender sus tradiciones contra la influencia exterior. Por ejemplo[9]: "“Las cholitas van a seguir usando sus polleras y sombreros porque visten nuestra cultura en sus ropas. Aunque venga la moda europea o americana, las cholas nunca van a dejar de vestir su elegancia, y para que desaparezca esta moda no tendrían que existir más mujeres de pollera. Pero difícil es eso, es nuestra cultura, nuestra identidad”, explica Luiggi Rodríguez, un sastre paceño que desde hace más de cincuenta años dedica sus días a diseñar faldas y mantillas para cholitas, en su pequeño taller de la calle Comercio, en la peatonal más populosa de la ciudad de La Paz. Una verdadera declaración de principios de la eterna y renovada moda chola." Se equivocan peligrosamente las que piensan que lo importante sea obtener un reconocimiento formal dentro de la sociedad burguesa, como grupo definida por características de apariencia exterior. Sin embargo es lo que prevalece respecto al comportamiento de las cholitas, tal como se promociona con mucha insistencia ideológica y económica.

Al respecto, un evento organizado anualmente que evidencia los rasgos fundamentales de la situación, es la celebración del Señor Jesús del Gran Poder[10]. La veneración al Señor del Gran Poder data del siglo XVII, pero las primeras fraternidades folclóricas se formaron en 1923.

"La celebración era, hasta hace unos años, una “fiesta de indios” que se realizaba en una zona periférica de la ciudad de La Paz; pero en la década pasada se trasladó hasta el corazón de la urbe paceña y conquistó a la clase media. Ahora [2009], unos 25 mil bailarines, de 58 fraternidades, toman las calles céntricas de la ciudad de La Paz en una demostración cultural que mueve alrededor de cuatro millones de dólares y genera más de dos mil empleos eventuales, según datos del municipio. [...] Las cholas, en especial, no se disfrazan para bailar [...], sino que se visten de gala para adorar al Señor Jesús del Gran Poder y demostrar su poderío económico. Por eso, no escatiman recursos, tanto que varias comparsas danzan a lo largo de los seis kilómetros por donde se extiende el baile, con seguridad privada y, en algunos casos, con guardaespaldas particulares, ya que las joyas que porta cada bailarina fácilmente superan los cinco mil dólares."

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Huellas de historia reciente

 

 

 

 

 

 

 

32. Federación departamental de excombatientes beneméritos de la Guerra del Chaco, calle Sagárnaga 139, La Paz.

Ciertos participantes de la Guerra del Chaco empeñaron un papel importante en los movimientos nacionalistas de los años 1930-1950, notablemente Busch, Villaroel, Paz Estenssoro.

33. "Casa de la Democracia", sede del partido Acción Democrática Nacionalista, avenida Uruguay 446, La Paz.

Durante los sucesos de febrero de 2003 conocidos como el "Impuestazo", el edificio fue incendiado. En octubre 2007 pasó propiedad del ministerio de Hacienda, en restitución por gastos de 300 mil dólares que el ADN no pudo justificar en 2001[11].

 

Algunas informaciones respecto al tema:

Cronología política de Bolivia, Siglo XX

Los sucesos de febrero 2003 en Bolivia

Los sucesos de septiembre-octubre 2003 en Bolivia

 

 

 

 

34‑36. Estación del Ferrocarril Arica, Paseo 21 de Mayo (entre Máximo Lira y  Pedro Montt), Arica.

 

Algunas informaciones respecto al tema:

Cronología histórica de Arica desde la colonización española

Historia del ferrocarril Arica-La Paz

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Huellas de historia más remota

 

 

 

 

 

 

 

37‑39. Hospicio Bartolomé Manrique, Plaza Francia, Lima.

Construido en 1866, comienza a funcionar en 1872. Hospedaba a niños huérfanos, luego incluyó a ancianas desamparadas[12]. Asimismo funcionó el Hospicio para Mujeres Vergonzantes que era un albergue de señoras que en las guerras civiles y en la guerra con Chile empobrecieron.

 

 

40. Tumbas de inmigrantes chinos, Sitio arqueológico Huaca Pucllana, Avenida General Borgoño s/n, Miraflores, Lima.

Cavidades realizadas en los muros de la pirámide, que corresponderían a tumbas de inmigrantes chinos. Casos similares se encuentran en otros sitios de la costa, como en las huacas del valle de Cañete, donde había población china dedicada a trabajos agrícolas; tenían la costumbre de realizar sus entierros en sitios arqueológicos debido a su religión distinta a la mayoría católica del Perú.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

El poder burgués disfraza la realidad de la otrora dominación colonial, ahora capitalista-imperialista

 

 

 

 

 

 

 

41‑42. Monumento, cruce avenida General Velásquez con Chacabuco, Arica.

 

 

43. Mientras tanto, se pone de manifiesto que a los bancos les gusta aprovecharse de los antiguos palacios coloniales. Banco BBVA, calle San Francisco 108, Arequipa.

 

 

Visiones similares se encuentran en América latina en todas partes.

Por ejemplo esta placa ubicada en la explanada de la Catedral de Santiago, en la Ciudad de México (México D. F., Plaza de las tres culturas/Plaza de Tlatelolco, Col. Nonoalco Tlatelolco, Del. Cuauhtémoc.) La placa dice que la conquista de este lugar por Hernán Cortes, luego de la última batalla que libraron los mexicas contra los españoles, "fue el doloroso nacimiento del pueblo mestizo que es el México de hoy".

 

 

Por otra parte, he aquí la agencia del Banco Santander, Av. de la Independencia 705, Col. Centro, Oaxaca de Juárez, Oaxaca, México.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Huellas del esfuerzo empeñado por la iglesia católica para someter la población autóctona a su dominio

 

 

 

 

 

 

 

 

 

46‑53. Basílica de Nuestra Señora de Copacabana, Copacabana, Bolivia. Puerta principal. Los bajorrelieves representan eventos relacionados con la "Virgen de Candelaria". (Cf. más abajo.)

46. Batiente izquierdo.

47. Batiente derecho.

48‑50. Detalles del batiente izquierdo (de arriba hacia abajo).

48. "El sueno de T. Yupanqui 1580".

49. "Llegada de Tito Y. con imagen al Convento S. Francisco, La Paz".

50. "Llegada de V. de Candelaria, 2. II. 1583".

51‑53. Detalles del batiente derecho (de arriba hacia abajo).

51. "Entronización de V. de Candelaria, 1583".

52. "Coronación de V. de Copacabana, Patrona de Bolivia, 1925".

53. "Centenario de la presencia franciscana, 1994".

 

 

54. Estatua representando el escultor Francisco Tito Yupanqui.

 

 

El territorio de Copacabana había sido incorporado a la Orden de Santo Domingo de Chucuito en 1565 para ser evangelizado, construyéndose allí la iglesia bajo la advocación de Santa Ana[13]. En el ano 1569 el Virrey Toledo expulsó a los dominicos de los pueblos ribereños y entregó Copacabana a sacerdotes seculares. Francisco Tito Yupanqui provenía de una familia autóctona ya conversa al catolicismo que, sin embargo, conservaba muchas de las creencias aimaras. En ese tiempo, la región estaba dividida entre dos grupos de habitantes, unos que apoyaban que el patrono de la población fuera San Sebastián, y otros, que querían que sea entronizada la Virgen de la Candelaria, de los cuales Francisco Tito Yupanqui formaba parte. Cuenta la leyenda que una noche, una bella mujer que cargaba entre sus brazos a un niño de meses apareció en el cuarto del indígena y así él supo que era el destinado a hacer la imagen. Fue entonces cuando talló la imagen de la Virgen. Logró que finalmente sea colocada en el Altar mayor de la iglesia de Copacabana el 2 de Febrero de 1583, festividad de Nuestra Señora de la Candelaria. Los Padres Agustinos se establecieron en Copacabana en 1587. El templo fue construido en estilo renacentista entre 1610 y 1619 por el arquitecto Francisco Jiménez de Sigüenza, y concluido junto con el atrio y posas que lo rodean el año 1.640. El edificio se levantó, según ciertas fuentes, sobre los edificios que habían estado dedicados al Sol en Copacabana, a donde llegaban los peregrinos incas antes de pasar a la isla Titicaca. Incluye la Capilla Abierta o Capilla de Indios, adosada a la nave del templo. Las Capillas Abiertas eran estructuras complementarias a los templos que servían para oficiar el culto al aire libre dada la enorme cantidad de fieles que llegaban a estos lugares y porque los indígenas estaban acostumbrados a tener ceremonias religiosas al aire libre. Después, el Conde de Lemos, Virrey de Lima, apoyó la construcción de la Basílica desde 1669, inaugurándola en 1678. En 1826 los Agustinos fueron expulsados por el Mariscal Antonio José de Sucre. Tras varios años atendido el Santuario por el clero secular, desde 1894 su custodia esta a cargo de los Franciscanos. La Basílica ha sido constantemente enriquecida hasta la forma en que se encuentra hoy.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Museo de la Inquisición, Lima, Perú

 

 

 

 

 

 

Una exposición transmitiendo propaganda

El Museo de la Inquisición se halla instalado en el edificio que era sede del tribunal de la Inquisición de Lima ‑ establecido en 1570 ‑ desde 1584 hasta su abolición en 1820[14]. Forma un elemento importante de la exposición una serie de paneles con textos explicativos. Estos integran varias informaciones factuales, pero lo de que vamos a hablar aquí, es que se nota un intento insistente de minimizar la importancia de las evaluaciones negativas que se formulan comúnmente respecto al papel empeñado por la Inquisición.

En resumen, se encuentran dos argumentos:

- Se alega que en los hechos la voluntad y la actuación del poder civil prevalecía sobre la influencia del poder eclesiástico, y que es el primero el que tiene la culpa de los peores excesos.

- Se alega que en la época durante la que actuaba la Inquisición, la intolerancia era un fenómeno casi universal.

Respecto al primer argumento, no discutiremos para analizar si la afirmación se halla comprobada por los hechos históricos. De todas maneras el problema fundamental estriba en que las instituciones ‑ al menos la jerarquía más alta ‑ de la Iglesia católica siempre han asumido y siguen asumiendo un papel de colaboración con el poder estatal dominante, oprimiendo el pueblo. En lo que concierne la evaluación de las responsabilidades respectivas, uno puede referirse a otro caso: los asesinatos de masa perpetrados durante la dictadura nacional-socialista en Alemania. Los culpables principales eran los dirigentes del partido NSDAP, pero de nada sirve a la Iglesia católica esta consideración para escamotear su propia implicación, es decir el hecho de que muchos de sus representantes eran cómplices del poder nacional-socialista antes de su caída, y que muchos cooperaron con la huida de los dirigentes criminales al fin de la guerra. Ahora bien, seguramente la postura del poder eclesiástico hacia el poder estatal en la época de la Inquisición era al menos tan comprensivo que en los años 1930‑1940.

Respecto al segundo argumento, tampoco analizaremos el estado general del mundo en la época de la Inquisición, en cuanto al tema de la intolerancia. Primero, de ninguna manera la supuesta intolerancia "ambiente" puede tener valor justificador en lo que concierne a los actores de la Inquisición, a los que se pone en tela de juicio aquí. Segundo, hablando de tolerancia hacia las diversas religiones y creencias, es necesario tener una posición clara. Sin duda las actitudes hostiles de parte de representantes de una religión particular, en contra de adeptos de tal o tal otra religión, son nocivas y hay que combatirlas. Pero la promoción hecha en favor de la tolerancia en general hacia las religiones sean cuales sean, es una maniobra ideológica engañosa con que el poder burgués en todas partes del mundo trata perpetuar esta misma simbiosis entre dominación política y adoctrinamiento religioso que plasmaba la Inquisición.

Reproducimos ahí abajo algunas citaciones de los paneles explicativos expuestos en el Museo de la Inquisición de Lima, para resaltar este aspecto del problema. Las frases significativas aparecen en fuente cursiva.

Texto introductivo "Inquisición"[15]:

Indiscutiblemente el Tribunal del Santo Oficio de la Inquisición ha sido una de las instituciones más debatidas y peor comprendidas de todos los tiempos. Intereses de carácter político, cuando no religioso, han dado lugar a una serie de prejuicios que impiden obtener una imagen clara y objetiva sobre esta institución. Numerosos estudiosos contemporáneos, desde diferentes ópticas, utilizando la abundante documentación que se conserva en diferentes archivos del mundo, han reducido los márgenes de la discusión, desvirtuando por completo la leyenda negra creada en torno al Santo Oficio por los enemigos de España y de la Iglesia Católica. Para analizar esta institución debemos hacerlo teniendo siempre en cuenta que fue fruto de una época en que la intolerancia -política, religiosa, etc.- era el común denominador no sólo en España y sus colonias sino también en los países protestantes, musulmanes, etc. En dicho contexto la Inquisición fue una de las formas en que la intolerancia se institucionaliza. En nuestra ciudad capital, la Ciudad de los Reyes, estuvo la sede de uno de los tribunales indianos; sin embargo, poco es lo que comúnmente se conoce sobre sus motivaciones, procedimientos, objetivos y limitaciones, razón por la cual ponemos al alcance del público el presente ensayo. Debemos advertir al lector que se inicia en el tema, que debe diferenciar dos instituciones que, más allá de sus similitudes, resultan distintas: la Inquisición medieval y la Inquisición española. Ambas se debieron a causas diferentes, poseyendo atribuciones y procedimientos distintos. Una de las principales diferencias es el carácter mixto -estatal y eclesiástico- de la segunda, que implicaba su dependencia de la corona. El Tribunal de Lima, por su parte, no constituyó sino un distrito de esta última, rigiéndose por su respectiva normatividad. Por ello, su existencia fue paralela a la afirmación del dominio hispano.

Panel n° 1: "Presentación del Museo"[16]:

Los hechos que a continuación se narran pertenecen a una época lejana en que la religión ocupaba, de manera sobresaliente, la vida espiritual y social de los hombres, constituyendo, al mismo tiempo, el fundamento de la organización política y del Estado. Todo lo que fuera en contra de la fe se consideraba delito, se perseguía y se castigaba severamente.

El desarrollo de la Iglesia Católica obligó a los papas a mantener alianzas con el poder seglar y a crear mecanismos represivos para preservar la doctrina de posibles desviaciones. Por otro lado, interesaba al poder real que sus súbditos tuvieran una misma fe, para facilitar el gobierno y mantener la unidad nacional. Tal es el caso de España, en donde ambos poderes se apoyaron mutuamente para lograr sus objetivos.

La Inquisición o Santo Oficio fue la institución que se dedicó a rastrear herejías y a mantener la limpieza de la fe, en España y en sus colonias, tarea fiscalizadora ingrata que atrajo antipatías, desconfianzas, miedo y acarreó desgracia irreparable a mucha gente inocente. Aunque abundantes trabajos de investigación echan por tierra las exageraciones de la "historia negra" del Santo Oficio, quedará siempre como símbolo de la intolerancia.

Es significativo, pues, que en el mismo lugar donde se ventilaron los casos de herejía y malas costumbres, se superpusiera, con la Independencia, otra institución que nació bajo los augurios de la libertad de pensamiento: el Congreso de la República del Perú.

Panel n° 2[17]:

En este mapa de Europa se pueden apreciar los lugares donde florecieron las más importantes herejías. En el siglo XII surge, al sur de Francia, la de los cátaros, también llamados albigenses por la ciudad de Albi, donde prosperó. La Iglesia trató primero de persuadirlos, pero ante su actitud inflexible ordenó contra ellos una verdadera cruzada al mando de Simón de Monfort, que fue más allá de las intenciones del pontífice. La herejía fue erradicada pero, a su vez, fue devastada la floreciente región provenzal.

Panel n° 5[18]:

Para comprender el surgimiento de la Inquisición en España hay que tener presente que la Península Ibérica había sido invadida por los árabes en el 711 d. C., quienes, en su afán proselitista, desarrollaron la "guerra santa". Desde entonces los cristianos comenzaron una lucha que duró siglos, hasta que recuperaron sus territorios en 1492. Movidos por una fe sincera pero de cortos alcances, los Reyes Católicos decidieron la expulsión de los judíos de sus territorios que no se convirtiesen (31 de marzo de 1492), perdiendo la ocasión de una práctica pluricultural que sin duda hubiese enriquecido a España.

Panel n° 6[19]:

En noviembre de 1478, Sixto IV aprobó la solicitud de los reyes españoles y los facultó para nombrar inquisidores. Sin embargo, los Reyes Católicos no establecieron de inmediato la Inquisición e iniciaron una campaña para persuadir a los falsos conversos por medios pacíficos. El poco éxito que tuvo esta y las relaciones cada vez mas tensas con los judaizantes obligaron a los monarcas a implantarla, para lo cual nombraron a los frailes dominicos Miguel Morrillo y Juan de San Martín como primeros inquisidores, en 1480.

La Inquisición sólo tenía autoridad sobre los cristianos bautizados, en ningún caso sobre infieles. Muchos judíos se convirtieron sinceramente, pero otros lo hicieron para evitar el destierro y la expropiación de sus bienes. Los excesos que se produjeron contra los judíos conversos llegaron a oídos de Sixto IV, quien salió en varias oportunidades en su defensa amenazando con destituir a los inquisidores; pero el poder real se impuso con vehemencia sobre la autoridad papal, que terminó por ceder.

Panel n° 7[20]:

La doble naturaleza de la Inquisición, eclesiástica y civil, ha sido siempre poco comprendida. Como tribunal eclesiástico dependía de Roma y su objetivo era velar por la fe y la moral de los cristianos: pero también era un organismo del Estado que imponía castigos y sanciones temporales.

Panel n° 8[21]:

En la copiosa lista de delitos que tenía en cuenta la Inquisición hay que considerar que los cometidos contra la fe eran los mas castigados: la herejía era vista como crimen de lesa majestad contra Dios, la Iglesia Católica y sus dogmas, pero también contra el Estado y el orden social.

Panel n° 11[22]:

Cabe agregar "que tanto las penas de carácter físico (azotes, prisión, destierro o muerte) como las de carácter económico (pago de alguna multa o confiscación de bienes), eran las mismas que aplicaban los demás tribunales no sólo en España sino aún de cualquier otro país europeo". [...] Las penas pecuniarias consistían en el pago de alguna multa o, en los casos graves, la confiscación de todos los bienes del procesado. Las penas privativas de la libertad se cumplían en las cárceles del Santo Oficio o sirviendo como remero en las galeras del rey. Por fin, si usted era considerado reo pertinaz, es decir si no se arrepentía, el Tribunal lo entregaba al juez civil para que actuase conforme a derecho, ya que el Tribunal no condenaba directamente a muerte.

Panel n° 16[23]:

Caso aparte fue el de fray Francisco de la Cruz, dominico español, quien estudió Teología en Toro y Valladolid, habiendo llegado a ser Rector de la Universidad de San Marcos. La doctrina de fray Francisco era claramente subversiva, ya que iba contra los intereses de la corona, llegando a proponer el nombramiento de otro monarca para el Virreinato, soliviantando a la población con tal fin, mientras él se autoproclamaba papa. Fue quemado en la hoguera en 1573.

Panel n° 21[24]:

Amigo visitante, aquí termina la primera parte del recorrido del museo, es decir la dedicada a la Inquisición. La historia que aquí se cuenta se basa en un estudio que ha considerado los libros clásicos sobre la materia y donde, además se han hecho significativos aportes. Sabemos que el tema es polémico y que, a pesar de los siglos que han pasado, seguirá levantando apasionadas discusiones. Depende del ángulo por donde se le mire. Creemos que lo importante es tomar conciencia de que la intolerancia practicada en esa época no se justifica hoy día, en vísperas de entrar al siglo XXI y a la red global que nos mantendrá comunicados con los cinco continentes en pocos minutos. La diversidad se ha convertido en una fuente de ricos aportes, no sólo técnicos, sino principalmente espirituales y el diálogo inteligente la forma cómo llegar a la concertación.

La Historia muestra en sus folios heridas todavía abiertas causadas por la intolerancia y el fanatismo: nazismo, fascismo, fundamentalismos, son sus ingratos nombres. No dejemos que vuelvan.

Para desquitarse, la Historia reformuló estos espacios y donde hubo oscurantismo trajo la luz de la inteligencia para que iluminara el camino de la democracia; donde funcionó el Santo Oficio se instaló más tarde el Congreso de la República.

 

 

Algunas informaciones respecto al tema:

La Inquisición

 

 

 

 

 

 



[1]. http://www.depapaya.org/news/?id=2005/12/11/02

[2]. http://www.kunst-fuer-alle.de/english/art/artist/image/renato-casaro/1123/1/7060/invitation/index.htm;

http://media.kunst-fuer-alle.de/img/12/g/12_rca02~_renato-casaro_invitation.jpg.

[3]. http://cocoandlowe.com/blog/2009/02/24/health-lowes-last-supper/;

http://cocoandlowe.com/blog/wp-content/uploads/2009/02/picture-432.png;

http://www.omeidl.com/last_supper.html.

[4]. http://www.ar.terra.com/terramagazine/interna/0,,EI8862-OI3814185,00.html.

[5]. http://isabelvelascoc.blogspot.com/2010/07/la-cholita-pacena.html;

http://www.aynibolivia.com/fairtrade/es/nuestros-miembros/martha-calle;

http://revistandina.perucultural.org.pe/textos/seligm.doc;

foto: http://cepadehu.blogspot.com/2009_08_01_archive.html.

[6]. http://books.google.es/books?id=V4JDS04BmuUC.

[7]. http://www.lostiempos.com/diario/actualidad/local/20090928/%E2%80%9Cmiss-cholita%E2%80%9D-40-compitieron-por-la-corona_38330_64129.html.

[8]. http://www.aynibolivia.com/fairtrade/es/nuestros-miembros/martha-calle.

[9]. http://www.pagina12.com.ar/diario/suplementos/radar/9-4567-2008-04-20.html.

[10]. http://www.ar.terra.com/terramagazine/interna/0,,EI8862-OI3814185,00.html.

[11]. http://www.lostiempos.com/diario/actualidad/nacional/20071026/la-casa-de-la-democracia-pasa-a-propiedad-del_21616_26522.html.

[12]. http://www.urbanoperu.com/node/330;

http://www.atractivosturisticosdelperu.com/2009/03/hospicio-manrique.html.

[13]. dialnet.unirioja.es/servlet/fichero_articulo?codigo=2389700;

http://www.eldeber.com.bo/extra/2007-08-19/nota.php?id=070817023556;

http://www.copacabana-bolivia.com/copacabana/content/view/15/36/lang,es/.

[14]. http://www.congreso.gob.pe/museo.htm.

[15]. http://www.congreso.gob.pe/museo/right03.htm.

[16]. http://www.congreso.gob.pe/museo/tour/paneles/panel01.htm.

[17]. http://www.congreso.gob.pe/museo/tour/paneles/panel02.htm.

[18]. http://www.congreso.gob.pe/museo/tour/paneles/panel05.htm.

[19]. http://www.congreso.gob.pe/museo/tour/paneles/panel06.htm.

[20]. http://www.congreso.gob.pe/museo/tour/paneles/panel07.htm.

[21]. http://www.congreso.gob.pe/museo/tour/paneles/panel08.htm.

[22]. http://www.congreso.gob.pe/museo/tour/paneles/panel11.htm.

[23]. http://www.congreso.gob.pe/museo/tour/paneles/panel16.htm.

[24]. http://www.congreso.gob.pe/museo/tour/paneles/panel21.htm.